Punta Allen

El otro día, después de una sesión de Apnea en la laguna, decidí largarme dos días a Punta Allen. La laguna está cerca de Tulum, y Tulum tiene buena conexión con algunos lugares, así que es un buen sitio para arrancar aventuras.

Comencé a hacer hitchike (dedo) donde me dejaron los amigos y casi no pasaban coches pero al cabo de un buen rato apareció una camioneta; aquí, como en EEUU, la camioneta es el vehículo más usado: un 4×4 con carga trasera abierta. Suelen ser coches americanos con motores automáticos de gran potencia, el sonido del 8 cilindros automático por las calles ya es un clásico en mis oídos.

Hala, parriba de un salto, y yo y mi mochila con TODO ya estábamos en marcha, rodeados de sacos de vayaustéasaberqué. Se me hizo corto aunque fue un buen rato… pro fuí bien cómodo… Las vistas motivaban.

IMG_5936IMG_5954IMG_5949IMG_5947

En un momento dado, el coche se detuvo y el copiloto salió con un machete clásico de unos 60 cm en la mano. Cuando yo estaba sacando mi navajita para defenderme, ví que había un accidente y estos amables señores iban a recortar la maleza de un lado del camino para permitir el paso de os coches. 8|

Sigue leyendo

Los cenotes #3: si bajo apneando

Un episodio final sobre los cenotes, para acabar con ellos ya definitivamente, bastante interesante. Fuertes experiencias desde mi primer apnea, y hoy estoy certificado con AIDA y me encuentro muy agustito bajo el agua buceando de una manera que nunca hubiera soñado.

Las siguientes fotos son prácticamente todas del curso, que hice con mi instructor Julien Borde, único instructor de apnea en Playa del Carmen actualmente, y a cargo de Pranamaya Freedive & Yoga. Él y Aurora merecen todos los créditos. Durante el curso visitamos diferente cenotes y lo rematamos en la laguna, un lugar genial para practicar y sentir, y por qué no, también para hacer el exámen!

He dejado este capítulo para el final porque para mí significa una manera de bucear que va más allá de lo que conozco y de lo que esperaba. Es impresionante bucear cenotes con tanque y las fotos de posts anteriores eran fascinantes, pero en este caso la libertad con la que te mueves y quizás en gran medida, el reto que es para ti mismo conseguir hacer nuevas marcas o controlar tu ansia por respirar y permanecer relajado en el fondo, observando la belleza y los abismos que se abren alrededor, pudiendo disfrutarlos y tocarlos, atravesarlos… esto va muy lejos.

Sigue leyendo

Los cenotes #2: si bajo con oxígeno, parte 2

Otra noche rica en este sitio, otro ratito para ponerme a escribir.

Entonces estábamos en que nos dirigimos hacia el cenote Carwash.

Dicen que allí había un lavadero de coches, hasta que un buen día se dieron cuenta de que había un cenote o de que el cenote era cojonudo, una de dos, y el propietario triunfó. Los cenotes aquí pertenecen al que posee la tierra, así que éste puede cobrarte lo que quiera por el acceso, normalmente dependiendo de la calidad del cenote… Vamos, que aquí nadie pierde el tiempo ni el dinero. Y me alegro por ello.

El brief (explicación previa) de este cenote por parte de Julien incluía cosas como que la capa de azufre no estaría tan profunda. Al no estar tan profunda, recibe mucha luz encima y la visibilidad lumínica, una vez atravesada, sería bastante buena. En el caso de Angelita, la capa estaba a unos 30 metros ó más, y debajo la luz era casi nula.

En ésta ocasión tampoco estoy yo para camaritas, quiero empaparme bien del sitio… así que vuelvo a tener la gran suerte de contar con las fotos que Julien Borde añade a su gran colección de Pranamaya Freedive and Yoga cada día. Merci!

Sigue leyendo

Los cenotes #2: si bajo con oxígeno

Dónde estábamos. Ah, ojo, en ése momento en que te das cuenta, mirando hacia abajo, de lo que te pierdes si te quedas en la superficie de un cenote, y de que has de bajar a verlo inmediata-mente.

Pues dicho y hecho, con Julien trabajando en la materia como guía de cuevas y con sus clientes variopintos, yo me acoplo en alguna de sus salidas.

Mis primeros cenotes con aire fueron Casa Cenote y Grand Cenote.
Buen comienzo:

Casa Cenote no es de gran profundidad y está rodeado por manglares y conectado visiblemente con el mar (está a 100 metros de la playa). Un cangrejo azul inicial, un sinfín de algas majestuosas y enredados manglares con peces que te sobrevuelan la cabeza con la jungla exterior de fondo, son lo que más recuerdo de mi primer cenote con aire.

1-IMG_5677

Sigue leyendo

Los cenotes #1: si me pongo un esnorkel

Bien.
Pues ahí donde lo dejamos, en esa introducción anterior, dice uno:
‘Habrá que ir a ver’. Claro, es apetecible desde arriba.

IMG_5510

IMG_5516

Entonces me puse un esnorkel y me lanzé a ver. Las primeras sensaciones son básicamente el contraste entre lo inferior y lo superior, ver cómo encajan tan perfectamente ambas cosas, y que al final no son tan distintas. Una suave diferencia de densidad, podríamos decir.

Sigue leyendo

Los cenotes, empezamos

A estas alturas, se hace imprescindible hablar de los cenotes. Porque la verdad es que es fuertecilla la cosa.

Los cenotes son básicamente cúmulos o depósitos subterráneos de agua manantial con cierta profundidad, producidos por la filtración de ésta a través de la piedra caliza. La palabra tiene su origen en el vocablo maya tz’onot, que significa pozo o abismo.

Surgieron en cavernas tras los derrumbes de techo de una o más cuevas. He oído decir que probablemente, la gran cantidad de cenotes en la península del Yucatán pueda deberse al estado en el que quedaron las cavernas superficiales de la tierra tras uno o varios meteoritos en la zona: derrumbadas y huecas. Con la acumulación de agua, se formaron estanques que pueden ser más o menos profundos. Los expertos han logrado comprobar que muchos de los cenotes se encuentran interconectados y que tienen salida al mar, lo que permite afirmar que existe un importante sistema subterráneo de maravillosos ríos de agua fresca, de muchos kilómetros de longitud…

Los cenotes pueden ser subterráneossemiabiertos o abiertos, características que están relacionadas a la edad de la estructura (los más jóvenes mantienen su cúpula, mientras que los más antiguos ya están abiertos).

Para los mayas, los cenotes eran lugares sagrados. Allí solían realizar sacrificios y rituales que se enmarcaban en su cosmología. Hoy en día los cenotes son un gran atractivo turístico y es difícil andar recto en el Yucatán sin caer por uno de ellos. Lo cierto es que no puedes dejar de visitarlos bien sea para verlos, nadar con esnorkel, bucear con tanque, o por qué no, hacer apnea: la combinación más interesante que podría haber descubierto.

Puedo relatar alguna de las aventuras que he podido vivir en ellos, todas son geniales, da igual cómo. El esnorkel y un baño cualquiera en ellos ya son gratificantes, así que una inmersión a las profundidades es ya algo que se te queda para toda la vida.

Vamos a verlo poco a poco, de arriba a abajo, que sabrá más rico. Hoy por fuera, mañana un poco más por dentro. Tal y como lo he ido viendo yo. Lo primero que te llama la atención es sin duda la belleza y perfección del lugar desde fuera. Te preguntas cómo es posible que se haya creado así un lugar tan ideal para tí. Agua fresca y cristalina, peces preciosos y amigables, roca caliza firme que entra en las aguas muchas veces con la suavidad de unos escalones o una rampa naturales para caminar hacia el placer, y otras veces te incita a saltar al vacío azul desde arriba. Ésta generosa roca hace formaciones de manera que existen pasadizos y caminos ahí abajo que puedes seguir y salir por otro lado: el delirio del apneísta. Y todo ello en mitad de la selva, como un oasis para sacudir tu calor tropical.

Mini cenote

Cenote azul

IMG_5511

Cenote chikin ha

IMG_5548

IMG_5795

Lo siguiente que te hace jugar embobado, y una de las cosas más características e increíbles, es la LUZ. Como muchos son agujeros subterráneos, en gran número de ocasiones la luz solar directa sólo llega por algún hueco inesperado, creando una cortina de rayos juguetones paralelos que se mueven al ritmo divino de las aguas y se pierden en el abismo bajo tus pies o bien chocan contra paredes y rocas haciendo un resplandor que te enloquece como si escucharas sirenas. Supones que de aquí han sacado las ideas para representar la luz de los dioses.

IMG_5578

Pero los cenotes son cavernas, grutas inundadas con agua cristal. Queda mucho por ver, lo mejor: estás sólo en la superficie. Hay que descender y penetrar en las cuevas vertical u horizontalmente para descubrir como se mantienen intactas estalactitas y estalagmitas allí en el fondo, cómo los peces te tranquilizan diciéndote que allí se vive bien, cómo el poso de los años origina nubes de azufre que puedes atravesar como si volases por el cielo, cómo antiguos árboles ya podridos y plantas tímidas crean juntos jardines, selvas, mundos como los que conoces, pero desconocidos, nunca lo habrías creído.

IMG_5291Foto de Julien Borde

Foto de Julien BordeFoto de Julien Borde

Muchas veces los cenotes están enmarcados por un bosque de manglares y has de llegar pasando por un tunel de cuento. Los manglares son atractivos desde fuera pero más desde dentro del agua, donde pueden verse las ramas haciendo formas complicadas y peces paseando entre ellas.

IMG_5359
IMG_5354__IMG_5681IMG_5687

El reflejo en la superficie del agua desde abajo es otra importante escena. Simetría mágica, un espejo imperfecto de ese ambiente perfecto que hace de tapadera para que te sientas más aislado aún. A veces, en grutas y con tanque, las burbujas de tu aire chocan contra el techo haciendo un sonido grave y serio, pero cuando miras arriba puedes ver que una gran burbuja se forma encima para reflejarte, y las demás burbujas se unen al espejo circulando y abriéndose paso entre los abruptos relieves de la roca: parece mercurio.

IMG_5593IMG_5741

Se oye una frase en mi interior, ‘Esto tiene que ser de coña’.

 

Próxima entrega: Los cenotes #1: me pongo un esnorkel

Anímense a dejar aquí sus comentarios y no sólo en facebook hombre, que yo me largo pero no muerdo.

Mi nueva casa en Playa

Levantarte de la cama y que tu única preocupación sea si se te caerá hoy, o no, un coco en la chola.

IMG_5869IMG_5873

Un sitio genial en el que viven Aurora y Julien y donde precisamente había un apartamento libre para vivir mientras acabo mis jeras en Playa.

Gran camaIMG_5874IMG_5876Casa de Aurora

Así desde algún rincón hasta parece que si me quitan unas palmeras y me ponen una Giralda de papel ahi al fondo, estoy en el barrio de Santa Cruz de Sevilla. Pero quita, quita.

Finding yourself

Durante el curso de apnea, coincidimos un día, en el cenote Pit, con Christian y Maca. Charlamos un poquito, lo suficiente para saber lo que estaban haciendo… Él es fotógrafo submarino y ella es una apneísta profesional. Se han juntado para hacer fotos geniales en este espectacular cenote, y no tiene sentido que explique más. No saqué fotos este día y aquí puede verse cómo es el sitio. Pronto escribo sobre cenotes, prometido.

Ved!